El Lazo de Viena

Columpio urbano para el deporte y la cultura.

¿Cómo crear un nuevo centro urbano para la ciudad de Viena?
Un nudo urbano es una mezcla de muchas cosas tangibles y no tangibles, construyendo en conjunto un paisaje muy rico en inter-conexiones sociales y psicológicas.
El lugar propuesto para el concurso tiene en la actualidad una gran cantidad de programa de uso comercial, alojando el mayor centro comercial de toda Austria, pero ninguno de los edificios o espacios urbanos del entorno está capacitado para promover la cohesión social de los habitantes del barrio. Hay que generar nuevas actividades urbanas que transformen los espacios urbanos degradados e impersonales en torno al gran centro comercial en un Nuevo centro urbano para Viena.
El gran centro comercial es capaz de atraer gente desde toda Austria pero los usuarios se meten dentro de sus galerías comerciales y se olvidan completamente del espacio urbano exterior.
Ésta negación del contexto urbano está afectando directamente a los alrededores del gran conjunto de edificios comerciales, donde podemos encontrar edificios degradados y en desuso y espacios públicos aburridos y nada interesantes.
Principalmente la zona se compone a nivel urbano de:
- El bulevar que acompaña a una de las calles de circunvalación más importantes de Viena, que cruza todo el barrio y hoy en día se nos presenta más como una barrera que divide la ciudad (residencias unifamiliares en el sur frente a bloques de viviendas altos en el norte) con una zona verde no accesible en el centro del mismo.
- Unos espacios abiertos en los alrededores del centro comercial, usados como parking o lugares simplemente de paso para acceder a las tiendas.
Ninguno de estos elementos tiene alguna construcción y/o espacio público representativo que pueda dar identidad o sentimiento de pertenencia de los habitantes hacia el barrio.
¡El lugar carece de carácter arquitectónico!
Una de los aspectos más importantes de una Buena construcción es su capacidad de inspirar emociones en sus usuarios, generar sensaciones, traer optimismo a la sociedad y hacer que la gente las acoja como parte de sus vidas.
Siguiendo estas ideas, proponemos una construcción optimista, muy visual y fresca que transformará definitivamente el espíritu de este barrio: “El Lazo de Viena”.
Estamos convencidos que la mejor manera de revitalizar esta zona degradada con una inversión moderada es crear una pista de ciclismo y atletismo tridimensional que juegue con el espacio urbano de Viena.
Con esta construcción sencilla pero muy icónica podemos traer muchas cualidades espaciales nuevas al lugar, convirtiéndose inmediatamente en un hito para la ciudad, que será utilizado por los vecinos y por gente de todas partes que quiera venir a experimentarla.
De repente ésta construcción se convertirá en un símbolo de Viena, como un elemento fresco, que promueve el deporte y la vida sana y la cultura, regenerando un barrio que hoy en día es solo conocido por un centro comercial enorme.
La pista deportiva no está pensada solo para jugar con el espacio urbano abierto, sino que también con los edificios existentes semi-abandonados, que ahora se rehabilitarán como centro cultural, vivero de empresas para nuevos emprendedores, invernaderos para agricultura urbana, guardería, etc. además de las actividades al aire libre que sucederán en los nuevos espacios urbanos con los que juega el “Lazo”, como zona chill out, anfiteatro al aire libre, rocódromo, skate park, mercadillo al aire libre… Sin olvidar por supuesto el ofrecer a los ciudadanos una pista deportiva para poder llevar una vida sana, abierta a todos, desde la que además podrán ver su propia ciudad en otros puntos de vista desde los que nunca lo habían hecho.
Definitivamente un contexto urbano muchísimo más rico e interesante, capaz de compensar perfectamente por sí mismo la falta de cohesión social actual de la zona causada por la “negación del contexto” del gran centro comercial.

  • Estado: Concurso.
  • Año de Proyecto: 2015.
  • Localización: Viena, Austria.
  • Superficie: 7 ha.
  • Diseño: OOIIO Arquitectura.
  • Equipo: Joaquín Millán Villamuelas, Laura López Aspiroz, Ángel Gabriel Álamo Álamo.
  • Cliente: Europan 13.